¿DE QUÉ ESTÁN HECHAS LAS ALAS DE LA MARIPOSA?

con No hay comentarios

Las alas de las mariposas están formadas por muchas pequeñas escamas, que consiguen esos colores al estar constituidas por unas configuraciones cristalinas llamadas giroides. Estos giroides lo forman una sustancia llamada quitina, que a su vez se forma a partir de glucosa. Según la estructura se forman unos cristales que al pasar la luz darán un color u otro. Algunas además poseen pigmentos que también le dan color. Algunas tienen en sus alas incluso colores que no son percibidos por el ojo humano, por lo que tienen aún más complejidad de lo que imaginamos

Un grupo de investigación que se centra en el estudio de estas estructuras las considera verdaderas obras de ingeniería, como publicaron en  Science Advances, no se sabe exactamente como se va formando, y se cree que este mismo proceso sucede en algunas estructuras que forman el interior de nuestras células.

Por otro lado, cada especie tiene su propio patrón de colores concreto que permite identificarlas. Estos colores le sirven para camuflarse, para termorregularse, para asustar a depredadores…

Linden Gledhill, artista, realizó con estas preciosas fotografías usando la tecnología para conseguir captar la escamas que no miden más de 250 micras en el mayor de los casos uniendo así ciencia y arte.

Gorgeous Macro Photographs of Butterfly and Moth Wings by Linden Gledhill

Ella misma explica en estas palabras la técnica que tuvo que utilizar para poder obtenerlas: «Algunas de las imágenes fueron tomadas usando una cámara estándar a través de los lentes de un viejo microscopio. Después, utilicé un microscopio Olympus BH-2, con un StackShot. También acomodé el microscopio con una luz de LED y un flash de alta velocidad. Las escalas de la mariposa tienen muchas profundidades, y el lente del microscopio tiene muy poca para este tipo de casos, entonces el StackShot ayudó a automatizar la imagen completa, tomando el proceso como si tuviera la habilidad de hacerlo paso por paso, como por cada 2 micrometros entre cada imagen. A veces llegaba a necesitar hasta 80 fotografías para hacer sólo una, usando el proceso llamado stacking.»

 

Deja un comentario